Movilización en defensa del sistema público de pensiones

sistema público de pensiones

Protestas contra la privatización de las pensiones

El próximo sábado se realizarán protestas contra la privatización de las pensiones

Sí se puede apoya la movilización en defensa del sistema público de pensiones que recorrerá las calles insulares el próximo sábado 15 de octubre. La organización ecosocialista anima a la ciudadanía a participar activamente y manifiesta «su rechazo al objetivo del ministro Escrivá de abrir la puerta a la privatización de un derecho básico de los trabajadores», asegura el portavoz en materia de derechos sociales de Sí se puede, José Luis Almenara.

La movilización está convocada por la Coordinadora Estatal de Pensionistas (COESPE), a la que pertenece la Asociación para la Defensa de las Pensiones Públicas de Canarias, «con el objetivo de mantener una lucha que ha hecho posible la incorporación de demandas fundamentales en la reforma del sistema de pensiones que el gobierno estatal está acometiendo por fases. Además, se trata de impedir la incorporación de políticas neoliberales y contrarias a los intereses de los sectores populares en ese proceso de reforma, tal como pretende Escrivá con su plan».

En defensa del sistema público de pensiones

El primer punto de reivindicación reclama una revalorización anual de las pensiones de acuerdo al IPC real y el mantenimiento de las pagas compensatorias en caso contrario, frente a la decisión del gobierno estatal de aplicar un IPC medio y eliminar la compensación, con la consiguiente pérdida de poder adquisitivo.

Otro objetivo clave es impedir la privatización del sistema público de pensiones, ya que en esta segunda fase de la reforma que promueve Escrivá se apuesta por dedicar fondos públicos a los planes de pensiones de empresa privados, gestionados por bancos. «De esta manera, el gobierno cede ante la presión de la banca y los sectores financieros, que siempre han aspirado a hacer negocio a costa del dinero de trabajadores y trabajadoras».

«La privatización significa el deterioro del sistema público y el empobrecimiento creciente de las personas pensionistas», destaca Almenara, quien subraya que «el debilitamiento del sistema público va seguido de la pérdida del valor real del dinero ahorrado, que ha perdido actualmente un 30 % en las pensiones privadas».

También se añade reivindicaciones directas al Gobierno de Canarias, entre las que destacan la exigencia del complemento autonómico para las pensiones más bajas, la eliminación de las listas de espera para recibir una pensión no contributiva o para dependencia, la resolución de los problemas del actual modelo de residencias, así como la mejora de los servicios sociales y sanitario, estrechamente relacionados con las vidas de pensionistas.

 

El Ilustrador

¡Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *