Modificaciones de la Ley del Suelo sin escuchar a los cabildos

la Ley del Suelo

Reunión de los cabildos / Parlamento de Canarias

El presidente de la FECAI recuerda que se ha transmitido competencias a los cabildos sin los fondos necesarios para llevarlas a cabo

El presidente del Cabildo de Fuerteventura y de la FECAI, Sergio Lloret, compareció esta semana en la Comisión General de Cabildos del Parlamento de Canarias, donde la Administración Regional daba cuenta de la modificación de varias leyes y decretos relativos a la Ley del Suelo.

Entre otras cuestiones, incluyen la regularización de las explotaciones ganaderas y vienen a aclarar la competencia de los cabildos insulares en el ámbito de la gestión de los planes insulares de Ordenación de Espacios Naturales Protegidos dentro de los Espacios Naturales Protegidos.

Sin embargo, tal y como puso Lloret de manifiesto tras la sesión, las modificaciones sobre la legislación se han venido tramitado sin que el Ejecutivo Canario cumpliera con el trámite de dar audiencia a los cabildos insulares para realizar sus aportaciones. Un extremo que, según recoge la Ley de Cabildos en su artículo 4, es de obligado cumplimiento en la tramitación de proyectos y ante proyectos de ley.

Los cabildos han reclamado, de forma unánime, la capacidad para la tramitación de urgencia de la ocupación de suelos en proyectos de Interés Insular o Autonómico, como “una medida necesaria para que estas actuaciones estratégicas puedan llevarse a cabo”, resaltó Lloret.

Por otra parte, los representantes insulares en la Comisión manifestaron su descontento al comprobar que la transmisión de las competencias en materia de explotaciones ganaderas, así como la gestión de los Espacios Naturales reconocida a los cabildos, no traen consigo asignación de “los fondos necesarios para que las administraciones de cada isla podamos dedicar dedicación de personal y asumir de manera integral de las competencias”, según relató Lloret al término de la sesión.

Asimismo, los cabildos insulares manifestaron la importancia de recoger en la normativa una unificación de las consideraciones legales al respecto del silencio administrativo en los trámites relativos a la ordenación del territorio. El silencio no puede ser positivo cuando los trámites los gestiona el Cabildo y negativo cuando los casos son de la Comunidad Autónoma, exigiendo que “han de tener un tratamiento homogéneo”.

 

 

El Ilustrador

¡Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *