Encuentran el barco Endurance después de un siglo

barco Endurance

Barco Endurance / Frank Hurley

El barco Endurance desapareció en aguas de la Antártida durante una exploración de 1915

Han pasado 106 años desde que se le perdiera la pista al barco Endurance, hundido en la Antártida el 21 de noviembre de 1915. El explorador irlandés Ernest Shackleton había emprendido una aventura marítima, la tercera en su historia marinera, a bordo del Endurance junto a otros 27 marineros. Pero lo que inicialmente se había planteado como la mayor hazaña en la trayectoria de Shackleton después de algunos fracasos, acabó en tragedia.

Una aventura con el tiempo en contra

Shackleton había zarpado con su tripulación en el barco Endurance el 8 de agosto desde el puerto británico de Plymouth. Era su tercera expedición a la Antártida, pero no se convertiría en leyenda por lograr sus objetivos sino por cómo acabó.

El barco Endurance hizo primero una parada en Buenos Aires y luego continuó su camino hasta las islas de Georgia del Sur, en territorio británico, para zarpar el 5 de diciembre de 1914. Un mes después la embarcación llegó al mar de Weddell, donde quedó atrapada en el hielo.

Fueron días de grandes corrientes de aire que endurecían y comprimían el hielo alrededor del barco. Una trampa de la que era imposible salir. La tripulación intentó en varias ocasiones mover el Endurance, pero fue imposible. Durante diez meses estuvieron a merced de los vientos y del hielo.

Finalmente decidieron abandonar el barco e instalarse en el hielo. Fue un milagro que toda la expedición sobreviviera, ya que incluso durante la noche tenían que desplazar varias veces las tiendas de campaña porque el hielo se rompía bajo estas. Los supervivientes relataron cómo el Endurance ‘gemía’ ante la presión del hielo, hasta que finalmente se hundió el 21 de noviembre de 1915.

Los exploradores lograron huir en tres botes salvavidas que alcanzaron la costa de Isla Elefante, un lugar deshabitado. Desde allí, Shackleton y otros cinco marineros emprendieron una travesía de más de 12.000 kilómetros hasta Georgia del Sur, y desde allí se organizó el rescate del resto de la tripulación. No hubo ninguna víctima.

El barco Endurance más de un siglo después

Las expediciones inglesas no lograron ganar la carrera en la conquista de la Antártida: la expedición del noruego Roald Admunsen se adelantó, siendo el primero en llegar al Polo Sur. No obstante, Shackleton y toda su tripulación lograron sobrevivir a lo que sin duda era una muerte segura en el hielo.

Desde el hundimiento del barco Endurance en 1915 se han realizado numerosas expediciones para tratar de localizarlo. La última ha sido una expedición con 65 hombres que zarpó desde Sudáfrica:la misión Endurance22. Gracias a la ayuda de una perforadora de hielo y dos submarinos robóticos, el Endurance fue finalmente localizado a 3.000 metros de profundidad.

La embarcación no será manipulada de ninguna manera. En virtud del Tratado Atlántico está protegida como Sitio y Monumento Histórico.

 

 

El Ilustrador

¡Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *