El bono social eléctrico solo ayuda a 1 millón de familias en España

bono social eléctrico

Factura de Naturgy

FACUA denuncia la falta de sensibilidad del Ejecutivo

FACUA-Consumidores en Acción considera absolutamente insuficientes las medidas coyunturales aprobadas la semana pasada por el Gobierno sobre el bono social eléctrico, en las que ha decidido no ampliar el número de beneficiarios de los descuentos en las facturas, a los que sólo acceden 1,2 millones de familias. Medidas que se alejan mucho de las reivindicaciones que la asociación viene trasladando al Ejecutivo de coalición.

FACUA considera lamentable la falta de sensibilidad del Ejecutivo ante los graves económicos que atraviesan multitud de familias, que seguirán sin poder acceder al bono social eléctrico dados los desproporcionadamente bajos niveles de ingresos que se establecen para ello. De forma injusta e incoherente, advierte la asociación, se siguen manteniendo como beneficiarias a todas las familias numerosas, por muy elevados que sean sus niveles de renta. Las familias numerosas son además las que reciben de los descuentos en el mayor número de kilovatios hora (kWh) consumidos.

En el caso de los consumidores vulnerables con bono social, si sus recibos eléctricos se han emitido a partir del 28 de octubre, todo el ciclo de facturación tendrá el nuevo descuento del 60% sobre la totalidad de la potencia contratada y una parte de la energía consumida, frente al tradicional 25%. Así lo establece el real decreto-ley aprobado esta semana por el Gobierno. En cuanto a los que cumplen los requisitos para ser considerados vulnerables severos, el descuento para los que tienen bono social será del 70%, frente al 40% que se aplicaba hasta la fecha. La medida estará en vigor hasta el próximo 31 de marzo.

Hay que tener en cuenta que los descuentos se aplican sobre un máximo de kWh de cada periodo de facturación: se trata del prorrateo correspondiente a 1.380 kWh anuales para familias sin menores, 1.932 si hay un menor o son pensionistas que perciben la cuantía mínima, 2.346 si hay dos menores y 4.140 si se trata de una familia numerosa.

FACUA critica que el Gobierno tampoco ha aumentado el número de kWh a los que se repercute el descuento, que en el caso de las familias sin menores a su cargo se reducen a una media de 115 kWh mensuales, menos de la tercera parte del consumo de un usuario medio -366 kWh según los cálculos de la asociación-.

FACUA está reclamando al Ejecutivo de coalición que imponga durante al menos seis meses un descuento mínimo del 50% en la factura eléctrica sometida a la tarifa semirregulada PVPC de la inmensa mayoría de familias, excluyendo sólo a las de rentas más altas. Descuento que, al igual que el actual modelo de bono social, correría a cargo de las principales energéticas que operan en España de manera proporcional a sus cuotas de mercado. La asociación advierte de que la directiva europea del sector permite aplicar este tipo de intervenciones.

FACUA calcula que con las tarifas de este octubre, el usuario medio pagará una factura de 121,56 euros aproximadamente. Nada menos que un 88,1% por encima de los 64,61 euros de octubre del año pasado.

Por ejemplo, una familia con dos menores catalogada como consumidores vulnerables pagará un recibo de 78,86 euros, un 47,0% de los 53,63 euros que abonó en octubre del año pasado. Si en esta familia vulnerable con bono social no hay menores, pagará 93,70 euros, un 66,8% por encima de los 56,18 euros que abonó hace un año.

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.