Canarias cuenta con un protocolo ante agresiones sexuales bajo sumisión química

sumisión química

Discoteca / Dominik Mecko

Se contabilizan hasta 60 denuncias en toda España por pinchazos en zonas de ocio nocturno

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias ha informado de que cuenta con un protocolo de actuación multidisciplinar ante una agresión sexual bajo sumisión química.

Hay que recordar que en los últimos meses se ha producido una alarma social por pinchazos en ambientes de ocio nocturno.

El Plan del Gobierno de Canarias establece las líneas de actuación ante cualquier sospecha de agresión sexual y recoge las acciones específicas en el caso de que se sospeche de que la víctima ha sido sometida a algún tipo de anulación de su voluntad.

Agresiones sexuales con sumisión química

La sumisión química tiene la particularidad de que la sustancia usada para disminuir o anular la voluntad de la víctima desaparece del organismo a las pocas horas. De ahí la importancia de que la atención a la víctima y la toma de muestras adecuadas se realice cuanto antes para evitar la pérdida de estas pruebas.

Las actuaciones sanitarias ante este tipo de delitos tienen una serie de particularidades que justifica se aborden en un protocolo independiente, ya que se requiere una actuación específica y urgente en coordinación con el sector judicial -los institutos de medicina legal y ciencias forenses-, los sistemas de emergencias y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, además de conocer los recursos especializados en la atención a las mujeres víctimas de violencia de género de la región que puedan prestar una atención psicológica, legal, laboral, etc. posterior a las mujeres.

Sanidad recuerda que en el caso de que alguna persona sospecha haber sido víctima de sumisión química, ya sea mediante una inyección o por vía oral, debe llamar inmediatamente al 1-1-2 y poner su caso en conocimiento de las autoridades y acudir a algún servicio de Urgencias donde, tras la encuesta inicial y ante cualquier sospecha de agresión sexual, se activa el protocolo.

 

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.