Una casa habitada por el crimen y el misterio

La casa de Agatha ChristieLa escritora británica Agatha Christie invitaba a sus amigos a la casa de Greenway para compartir con ellos sus brillantes argumentos.

Tras la muerte de la hija y el yerno de la escritora -Rosalind y Anthony Hicks-, la casa de campo en la que Christie pasaba largas temporadas estaba ya en un avanzado estado de abandono. En 2005, Patrimonio Nacional se interesó por el inmueble y decidió que era necesaria su restauración al tratarse de un edificio emblemático.

En esta casa de campo de Greenway -cercana a la localidad de Brixham, en el condado de Devon- la ‘reina del crimen’ solía reunir a sus amigos durante el verano para entretenerlos con la lectura de sus obras o presentarles en primicia una obra que estaba a punto de ser publicada. Además, éste fue el lugar en el que la escritora encontró la inspiración para muchos de sus argumentos ya que residió en esta casa entre 1938 y 1959.

Patrimonio invirtió en la renovación de la lujosa casa a la que, sin ayuda de los voluntarios que trabajaron en ella durante más de 10.000 horas, habría sido imposible devolverle la elegancia y suntuosidad de otros tiempos. En 2009 finalizaron las tareas de rehabilitación del inmueble que, desde entonces, se encuentra abierto al público –en grupos reducidos- y cuenta con una parte que se puede alquilar como vivienda vacacional con capacidad para una decena de personas.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.