Una trabajadora de UGT lleva 22 días en huelga de hambre

Miriam Pérez Mendoza sufrió un ERE amparado en la nueva reforma laboral.

Miriam Pérez Mendoza lleva 22 días en huelga de hambre, a las puertas del edificio de UGT en Santa Cruz de Tenerife, protestando tras verse afectada por un Expediente de Regulación de Empleo -ERE- en el sindicato donde ha trabajado durante 15 años.

La afectada, que pide la readmisión a su puesto de trabajo, alega que fue despedida bajo la nueva reforma laboral, con una indemnización de 20 días, mientras que desde UGT afirman que las extinciones forzosas de los ERE que afectaron al Sindicato se indemnizaron entre 30 y 37 días por año trabajado.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.