Un millón de euros en vacunas defectuosas

Canarias adquirió 250.000 antigripales que fueron retirados por Sanidad.

La Comunidad Autónoma de Canarias pedirá responsabilidades a la farmacéutica Novartis por la venta de vacunas contra la gripe que, apenas unos días después de comenzar la campaña de vacunación, fueron retiradas por el Ministerio de Sanidad debido a mal estado de las inyecciones.

A la espera de que se conozcan los resultados de las pruebas de calidad, todo parece señalar que Canarias, que invirtió más de un millón de euros en la compra de alrededor de 250.000 antigripales, exija responsabilidades a Novartis, la farmacéutica que comercializó estas vacunas presuntamente defectuosas.

Desde la Consejería de Sanidad se ha informado de que el pago de las vacunas aún no había sido realizado, pero se adelanta que “Después de realizar el análisis se decidirá si procede o no reclamar una indemnización posterior al laboratorio”. El problema, según parece, es que Canarias, junto a otras siete comunidades autónomas, adquirió las vacunas a través de una compra centralizada del Gobierno de España, lo que dificulta la adquisición de nuevas dosis, al ser tan grande la cantidad de vacunas afectadas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.