De los fogones… ¿a la política?

No cabe duda que actualmente la política, o la clase política está bastante desprestigiada. Múltiples casos de corrupción han hecho mella en la percepción de la ciudadanía, y, así, cada vez que se hace una encuesta uno de los problemas que los ciudadanos señalan como claramente negativo para el desarrollo y el progreso de un país, además del empleo, suele ser la corrupción.