Seis trabajadores del antiguo Nivaria acusados de la muerte de un menor

La violenta muerte de un joven en las instalaciones del centro de menores Nivaria en noviembre de 2004 hace que el fiscal del caso acuse a cinco personas de Seguridad Integral Canaria y a una educadora de Ideo.

 
Philipp García Zoch falleció en la madrugada del 12 al 13 de noviembre de 2004 en el centro de menores con medidas judiciales Nivaria, en La Esperanza. Esa madrugada, el joven, que se encontraba en situación de refugio dentro del centro después de haber sido amenazado verbalmente en varias ocasiones, aparecía ahogado con una bolsa de plástico en la cabeza, tendido en su propia cama. Los hechos se han estado investigando hasta día de hoy en el que la Fiscalía Provincial de Santa Cruz de Tenerife ha decidido poner nombre a los culpables de lo sucedido, acusando a cinco personas de Seguridad Integral Canaria y a una educadora de Ideo, para los que solicita penas de entre cinco y seis años de prisión así como una indemnización a los padres de 60.000 euros que, según la acusación particular, asciende a 300.000. Alegan que el fallecimiento de Philipp se debió a la “absoluta pasividad de los responsables del centro” frente a la situación de constante acoso que sufría el joven, cuya muerte aún o ha sido esclarecida.

 

 

 

{backbutton}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.