Se quema a lo bonzo en una sucursal bancaria

«¡Mirad lo que me habéis hecho, me lo habéis quitado todo!».

La desesperación de una mujer de 47 años que podría estar pasando por problemas financieros relacionados con un proceso de desahucio, la arrastró a entrar en el cajero ubicado en el interior de una sucursal de CaixAlmassora -en la localidad castellonense de Almassora- y quemarse a lo bonzo.

La mujer, que fue inmediatamente socorrida por los testigos de lo acontecido, permaneció consciente en el suelo una vez sofocadas las llamas mientras gritaba «¡Mirad lo que me habéis hecho, me lo habéis quitado todo!». Como consecuencia de lo sucedido, la afectada sufre quemaduras en el 48 por ciento de su cuerpo y permanece ingresada en la unidad de quemados del Hospital La Fe de Valencia en estado grave.

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.