“Repsol compra voluntades”

Los ecologistas critican los métodos de la multinacional para lograr el apoyo a las prospecciones.

Ben Magec califica la reciente visita del presidente de Repsol al Archipiélago como una estrategia de la multinacional para “manipular” y “comprar voluntades”. Relacionar el petróleo con la sostenibilidad es, para el grupo ecologista, un “insulto a la ciudadanía”. Tal como ha recordado la portavoz de Ben Magec, Ester Fresno, en otros yacimientos nacionales actualmente explotados por Repsol –como es el caso de Tarragona- se han producido hasta ocho vertidos en seis años de los que la empresa es directamente responsable y ha añadido al respecto que “es imposible que un combustible fósil no duradero sea sostenible”.

Fresno también ha puesto en entredicho el argumento de que las prospecciones petrolíferas en Canarias generarán nuevos puestos de trabajo en el Archipiélago –hasta 5.000- cuando en realidad en todo el mundo no existen más que 35.000 empleados en Repsol.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.