Querella contra el presidente de la UD Las Palmas

La Fiscalía sospecha que el empresario podría haber defraudado más de 2 millones de euros.

Miguel Ángel Ramírez ha sido imputado como presunto autor de un delito contra la Hacienda Pública. La querella presentada por la Fiscalía de Delitos Económicos del Tribunal Superior de Justicia de Canarias -TSJC-, ha sido admitida a trámite y el empresario y presidente de la UD Las Palmas deberá responder ante la Justicia.

En este sentido, Ramírez asegura estar «tranquilo porque no hemos cometido ningún delito». Sin embargo, la Fiscalía ha encontrado indicios de que entre los años 2008 y 2009 el empresario habría estado caluflando como dietas el pago de horas extra a sus trabajadores de Seguridad Integral Canaria, defraudando cantidades que alcanzarían hasta los 2,3 millones de euros.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.