La pobreza estructural se intensifica en Las Palmas

pobreza estructural

Francisco Cases y Caya Suárez

Durante 2016 Cáritas Diocesana de Canarias atendió de forma directa a 10.160 personas

La presentación de la Memoria Institucional 2016 de Cáritas Diocesana de Canarias ha revelado un alarmante amento de la pobreza estructural en el archipiélago. Sólo en la provincia de Las Palmas las acciones de esta institución alcanzaban el pasado año a 25.000 personas, de las cuales 10.160 recibieron asistencia directa.

En el conjunto del archipiélago la acción sociocaritativa de la Iglesia en coordinación con Cáritas beneficiaba a unas 40.000 personas, poniendo de manifiesto que la precarización de los derechos fundamentales ha intensificado notablemente las situaciones de exclusión social.

Las actuaciones de Cáritas no han aumentado, pero si lo ha hecho la pobreza estructural

En opinión de la secretaria general de Cáritas Diocesana de Canarias, Caya Suárez, lo que resulta más significativo no es el hecho de que la actuación de la institución no se haya incrementado en el pasad año, tal como reflejan los datos de esta Memoria, sino que “los datos sobre pobreza y exclusión social en nuestra provincia no cambien”.

El aumento de la precariedad laboral continúa generando desigualdades entre los habitantes de las islas y de la pérdida de los derechos del trabajador se están derivando otras pérdidas de derechos fundamentales (vivienda, seguridad social, prestaciones por desempleo…). Las personas que se quedan sin acceso a este tipo de derechos se encuentran en una grave situación de dependencia y vulnerabilidad y lo más preocupante es que esta pobreza estructural se hereda de generación en generación.

 

El Ilustradror

 

– Aumenta el número de personas sin hogar en La Palma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.