Obras ilegales en el Camino de El Socorro

Camino de El Socorro

Camino del Socorro / Javier Sánchez Portero

El Ayuntamiento de Güímar se niega a abonar la totalidad de las multas impuestas por el Cabildo de Tenerife tras registrarse obras irregulares en el Camino de El Socorro

Carmen Luisa Castro, alcaldesa del municipio tinerfeño de Güímar, informaba recientemente de que el Ayuntamiento únicamente se hará cargo de una de las dos sanciones impuestas por el Cabildo insular en referencia a las obras ilegales en el Camino de El Socorro.

El Ayuntamiento de Güímar tuvo que pagar en diciembre de 2018 un total de 1.500,50 euros, en concepto de dos multas por importe de 750,25 cada una. La primera de las sanciones se explica por la ejecución de obras sin autorización en el Camino de El Socorro, un espacio declarado Bien de Interés Cultural (BIC). La segunda, por no atender a la suspensión de estas obras, decretada por el área Insular de Patrimonio Histórico, y continuar las obras.

La compensación por el coste de una de las multas en relación al Camino de El Socorro se hará a través de una donación al área de Servicios Sociales

Castro aseguró durante la sesión plenaria de enero que compensará a la corporación por el coste de una de estas multas a través de una donación al área de Servicios Sociales, dado que, formalmente, no se puede modificar el procedimiento del pago y debe ser el Ayuntamiento de Güímar el que pague al Cabildo de Tenerife. “Sí se puede se mantendrá vigilante para verificar que esta donación se efectúa e insistiremos en que debe asumir el coste de la segunda sanción”, advierte el portavoz de su grupo municipal, Ruyman Expósito.

La organización ecosocialista ha advertido a la alcaldesa en innumerables ocasiones sobre la irregularidad de la ejecución de obras sin licencia. Las actuaciones irregulares en el Camino de El Socorro motivaron el anuncio de una multa por parte del Cabildo por valor de 9.000 euros. Esta cantidad no será aplicada al haber procedido el Ayuntamiento a legalizar las obras después de haberlas ejecutado sin los permisos correspondientes.

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.