Nuevas imputaciones en el ‘caso Siliuto’

El ex secretario de Urbanismo imputado por supuestos delitos de prevaricación y malversación.

Víctor Reyes, ex secretario de la Gerencia de Urbanismo en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, tendrá que declarar como imputado el próximo 20 de mayo al detectarse indicios de que pudo haber incurrido en delitos de prevaricación y malversación de fondos públicos durante la operación de compra de la casa Siliuto, en la capital tinerfeña.

Reyes también está encausado por la supuesta falsificación de planos del Parque Marítimo, Las Teresitas y el Plan General de Ordenación de Santa Cruz de Tenerife.

Un primer grupo de imputados, entre los que figuraban el concejal de Urbanismo de la época –Norberto Plasencia– y gran parte del Consejo de Administración de organismo autónomo –Manuel Parejo, Dámaso Arteaga y Basilio Franco de Coalición Canaria -CC-, María José Gutiérrez Pajarón del Partido Popular -PP-, José Luis Martín Rodríguez, del Partido Socialista Canario-PSOE y David Sáenz del grupo mixto- ya han sido llamados a declarar ante el juez.

La imputación de Víctor Reyes podría arrojar nuevos datos acerca de cómo en 2002 se realizó la compra de este inmueble del barrio de El Toscal -que tendría que haber sido acondicionado como Casa de la Juventud- ratificando la tasación que resultaba más cara para el Ayuntamiento: si según los informes periciales el valor de la casa no superaba los 475.000 euros, el Consistorio la adquirió según una tasación de 612.000 euros, aparte de los 11.000 que se abonaron en concepto de impuestos por la transacción.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.