No se concederá el recurso de amparo al juez del ‘caso Blesa’

El magistrado denunció públicamente las presiones e injerencias en su trabajo.

El juez Elpidio José Silva, que en un primer momento se encargaba del ‘caso Blesa’ y que envió a prisión y sin fianza al ex presidente de CajaMadrid –una decisión que finalmente fue anulada por la Audiencia Provincial de Madrid- podría verse obligado a abandonar su carrera judicial.

La polémica que levantaron sus declaraciones, cuando manifestaba públicamente recibir “muchísimas presiones” e “injerencias” en su trabajo, se aviva ahora que la Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial ha rechazado de pleno concederle el recurso de amparo que solicitaba

El pasado mes de mayo Silva reabría una causa archivada por él mismo dos años antes relacionada con los créditos que CajaMadrid había concedido al ex dueño del grupo Marsans y ex presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán –en prisión preventiva desde el pasado 5 de diciembre-. Posteriormente, la causa sería ampliada para investigar la compra por parte de la caja de una entidad financiera estadounidense. El ex presidente de CajaMadrid, Miguel Blesa, fue enviado a prisión bajo fianza de 2,6 millones de euros y posteriormente a prisión incondicional y sin fianza, una decisión ya revocada por la Audiencia Provincial de Madrid que ha permitido que el banquero vuelva a estar en libertad.

Pero lo que podría acabar con la carrera judicial de Silva no está, en un principio, relacionado con el ‘caso Blesa’. El pasado mes de abril se le abrió un expediente imputándole dos falta muy graves -relacionadas con el retraso en la tramitación y la motivación de resoluciones- y una grave por desconsideración hacia los funcionarios de su Juzgado que podrían traducirse en multas económicas, suspensión, traslado forzoso o expulsión de la carera judicial.

Por el momento, todas las diligencias del ‘caso Blesa’ han sido anuladas y la Fiscalía entiende que “están contaminadas todas las pruebas presentadas”, lo que obligaría al juez a retrotraerse a la situación en que estaba el sumario en 2010, una opinión que Silva no comparte. Con todo, la Fiscalía estudia querellarse contra el juez por un delito continuado de prevaricación en las supuestas irregularidades cometidas en este caso, una decisión que se dará a conocer antes del 15 de julio.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.