Mandos que miden las emociones del jugador

Xbox 360Teniendo en cuenta el ritmo cardíaco, la respiración o la sudoración, modificarán el modo de juego.

 

Uno de los principales objetivos de las videoconsolas de última generación es el de conseguir experiencias de juego cada vez más realistas. En la Universidad de Stanford –EE.UU- un equipo de ingenieros ha diseñado un mando de videoconsola que es capaz de medir las funciones fisiológicas del jugador para modificar el juego, haciéndolo más fácil o más complicado.

 

Inicialmente, el proyecto ha sido desarrollado con un mando de Xbox 360 al que se le instalaron numerosos sensores para medir la transpiración corporal, el ritmo cardíaco, la temperatura o la respiración del usuario, factores que varían en función de los cambios emocionales que se producen en el cerebro.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.