La suspensión del Acuerdo de Pesca con Marruecos implica la pérdida de 30 millones

La suspensión del Convenio supone el amarre de 26 buques pesqueros y la pérdida de 250 puestos de trabajo directos y más de 1.000 indirectos.

El consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias, Juan Ramón Hernández, ha señalado en el Parlamento de Canarias que la no renovación del Acuerdo pesquero con Marruecos implicaría para las Islas la pérdida de 29,9 millones de euros de ingresos brutos anuales- de los cuales se estima que 11,23 millones corresponden a armadores y 18,72 a Organizaciones Productoras y agentes comercializadores-.

Desde la suspensión del convenio, se han mantenido diferentes reuniones con Cofradías, Federaciones y Organizaciones de Productores con el fin de evaluar sus repercusiones sobre el sector pesquero canario, así como con representantes del Gobierno Central y de la Unión Europea para trasladarles las demandas de los pescadores afectados. El Gobierno de Canarias exige compensaciones económicas para paliar los efectos de la paralización de la flota del Archipiélago e instar a la UE a que se retomen las negociaciones para el establecimiento de un nuevo acuerdo pesquero con el país africano en la mayor brevedad posible.

“La suspensión del tratado afecta negativamente al sector pesquero profesional de Canarias así como a las actividades económicas que se desarrollan en torno a la comercialización de las capturas que se obtienen en dicho caladero, al suponer las mismas el 53,66 por ciento de las capturas totales comercializadas -5,5 millones de kilos- a través de los puntos de primera venta de Canarias”, comentó Hernández.

Asimismo, el responsable del Departamento indicó que dicha suspensión supone el amarre de 26 buques pesqueros y la pérdida de 250 puestos de trabajo directos y más de 1.000 indirectos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.