La Infanta declara por supuestos delitos fiscales

‘No sé’, ‘No conozco’ y ‘No recuerdo’ han sido las respuestas más repetidas.

La Infanta Cristina ha superado ya la primera parte del interrogatorio: más de 100 preguntas a lo largo de tres horas en las que, según las primeras valoraciones de la segunda acusación particular, la hija del Rey «se ha mostrado evasiva» en sus respuestas y no ha aportado nada destacable en sus declaraciones, en las que únicamente ha insistido en que «tenía mucha confianza en su marido».

Es la primera vez que un miembro de la Familia Real tiene que declarar ante un juez. La Infanta Cristina llegaba esta mañana en coche hasta los Juzgados de Palma de Mallorca, a apenas once pasos de la puerta del edificio, sobriamente vestida y con una escueta sonrisa. Más de un centenar de personas se congregaban en los alrededores del inmueble para increpar a la hija del Rey, pero a demasiada distancia de la entrada de los Juzgados.

La defensa de la Infanta ha rechazado ser interrogada por el resto de las partes personadas en el procedimiento, por lo que únicamente responderá a las preguntas formuladas por el juez Castro. Durante el interrogatorio, la hija del Rey defenderá la postura de que no tenía conocimiento del funcionamiento del instituto para evadir responsabilidades sobre los supuestos fraudes fiscales que se cometieron a través del Instituto Nóos y de la empresa Aizoon, compartida al 50 por ciento con su marido, Iñaki Urdangarín.

 

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.