Josefina Aldecoa, lecciones de vida

Josefina Aldecoa“Cada día creo más en la memoria como fuente de inspiración literaria”

Vinculada a la enseñanza tanto por tradición familiar como por vocación profesional, Josefina Aldecoa fue la impulsora de ideas pedagógicas revolucionarias que ya estaban presentes en los cimientos de la Institución Libre de Enseñanza. Y fue también parte de la ‘Generación de los cincuenta’: un grupo de ‘amigos’ convencidos del poder de la palabra.

Josefina Aldecoa -apellido que adoptó tras las muerte de su marido, el escritor Ignacio Aldecoa-, fue ante todo una ‘enseñante’. Y esos intereses pedagógicos que fue inyectando en España en una época en la que la educación distaba mucho de su ideal de enseñanza mantuvieron viva la llama del que fuera el epicentro de la cultura española durante las primeras décadas del siglo XX: la Institución Libre de Enseñanza.

Con el convencimiento de que el progreso sólo se entiende a través de la educación, fundó su propia escuela: el Colegio Estilo de Madrid. Josefina Aldecoa había vivido su infancia en un pequeño pueblo leonés y posteriormente en León capital hasta que finalmente se había trasladado a Madrid para cursar estudios universitarios. Fue en esta ciudad donde entró en contacto con un grupo de jóvenes con inquietudes literarias e intelectuales que conformarían la denominada ‘Generacion de los cincuenta’ -Carmen Martín Gaite, Rafael Sánchez Ferlosio, Alfonso Sastre y Jesús Fernández Santos-. En este grupo conocería a Ignacio Aldecoa, con el que terminaría casándose y del que adoptaría su apellido tras el fallecimiento de éste.

La muerte de Ignacio Aldecoa le provocó a la escritora una profunda depresión. Tanto es así que durante casi una década ‘enmudeció’ en el ámbito de lo literario y se dedicó en exclusiva a su carrera docente. Sin embargo, el paso de los años le haría recobrar un interés por la literatura que nunca se había desvanecido, sino que había permanecido oculto por el dolor de la pérdida. Pero a partir de la década de los 80, Josefina Aldecoa retoma su actividad como escritora con una serie de novelas que llevan el sello del recuerdo como distintivo. De hecho, la autora iniciaría en 1990 una trilogía autobiográfica que se convirtió además en un manifiesto acerca de cómo recuperar el sistema educativo español después de la dictadura franquista.

Con más de una veintena de obras publicadas -entre novelas, crónicas y cuentos-, Josefina Aldecoa se consolidó no sólo como una de las grandes escritoras de su generación, sino como la impulsora de las ideas pedagógicas europeas que no conseguían encontrar un hueco en el hermértico sistema educativo español en una época dominada por la represión ideológica del franquismo.

El pasado 16 de marzo, a los 85 años de edad, la escritora fallecía en Cantabria como consecuencia de una insuficiencia respiratoria.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.