Inseguridad en el Centro de Salud de Corralejo

Centro de Salud de Corralejo

Centro de Salud de Corralejo

Los empleados se han visto obligados a evacuar el centro en varias ocasiones debido al intenso olor a gas

En el Centro de Salud de Corralejo no existe un plan de evacuación específico para afrontar los riesgos que suponen las obras que se están llevando a cabo en el centro actualmente. Tal como han expresado los trabajadores de este centro en reiteradas ocasiones, las obras de ampliación en las instalaciones no están debidamente controladas desde el punto de vista de la seguridad.

Para Intersindical es inadmisible que el Centro de Salud de Corralejo no disponga de un plan de evacuación específico acorde a los posibles riesgos que pueda generar la ejecución de dicha obra. Además, se une el factor de que los tiempos de realización de la misma ya han vencido, ya que fue adjudicada en septiembre de 2018 por un período de 6 meses.

“Más de seis meses para ejecutar una obra que ya debería estar finalizada y que, como podemos comprobar, no cuenta con las medidas de seguridad necesarias. Pedimos que de forma inmediata se revise la obra y su plan de seguridad así como la creación de un protocolo específico de emergencia para los trabajadores y que esté adaptado a esta circunstancia puntual”, ha especificado el representante de IC.

El Centro de Salud de Corralejo tiene muchas carencias en materia de seguridad

Intersindical Canaria ha recogido todas las demandas de los trabajadores de este centro de salud. Desde la Junta de Personal del Área de Salud de Intersindical insisten en que “Es un centro de salud que ya está desbordado dada la cantidad de pacientes que recibe y que necesita ser ampliado pero con garantías”.

Hace unos días, los sanitarios que estaban de turno se vieron obligados a evacuar de forma repentina las instalaciones al detectarse un fuerte olor a gas. Este escape de gas tuvo su origen, supuestamente, en las bombonas que los obreros utilizan para las soldaduras, ubicadas en las proximidades de los canales de ventilación del centro lo que provocó su rápida propagación. “Esta negligencia ha podido costar muy cara ya que se ha puesto en peligro la vida de mucha gente”, subraya Intersindical Canaria.

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *