Grimsvötn deja de expulsar cenizas

No se prevén más incidencias en el tráfico aéreo y en las conexiones entre Canarias y el norte de Europa.

No se descarta que los cambios meteorológicos provoquen el movimiento de la nube volcánica hacia otras partes de Europa, pero lo cierto es que el Grimsvötn ha dejado de expulsar cenizas y que progresivamente se ha vuelto a una situación de normalidad en los aeropuertos insulares. Durante la jornada de ayer sólo se registraron dos cancelaciones -frente a las ocho del día anterior-. Sin embargo, en el resto del territorio nacional se produjeron otras 21 cancelaciones, una cifra que ascendió a 600 vuelos en el caso de Alemania.

A pesar de que no se prevén nuevas incidencias, el presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, ha informado de que, a raíz de lo sucedido en año pasado con la erupción del Eyjafjalla, el Archipiélago cuenta con un comité de emergencia para los casos en los que hubiera que atender a los pasajeros que se quedan en tierra.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.