Solicitan paralizar la extracción de áridos en los islotes al norte de Lanzarote y Famara

extracción de áridos

Archipiélago Chinijo / Vishal dh

Ecologistas en Acción recuerda que mientras se elabora el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) del Archipiélago Chinijo no se pueden hacer modificaciones sustanciales en estos espacios

La Zona Especial para la Protección de las Aves (ZEPA) Islotes del norte de Lanzarote y Famara no puede ser objeto de cambios en el paisaje. Ahora que ya está en proceso de redacción el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales del Archipiélago Chinijo, esta ZEPA deber conservar su aspecto. Por este motivo, desde SEO/BirdLife y Ecologistas en Acción de Lanzarote han hecho un llamamiento solicitando la paralización de la extracción de áridos en estas áreas de la isla.

Los proyectos extracción de áridos suponen una modificación sustancial del paisaje de la ZEPA

Las dos organizaciones ambientales han solicitado a las consejerías de Turismo, Industria y Comercio; y de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Gobierno de Canarias la suspensión de los procedimientos relativos a las autorizaciones y trámite ambiental de los aprovechamientos de recursos en las canteras “Amada”, “Los Piquillos” y “Cantera Blanca”.

Insisten los ecologistas en que, a tenor de lo que establece la Ley, la extracción de áridos no es una actividad compatible con el proceso de redacción del plan sobre recursos naturales. Los artículos 180 de la Ley 4/2017, de 13 de julio, del Suelo y de los Espacios Naturales Protegidos de Canarias y 23 de la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad establecen que: durante la tramitación de un Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) o delimitado un espacio natural protegido y mientras no disponga del correspondiente planeamiento regulador, no podrán realizarse actos que supongan una transformación sensible de la realidad física y biológica que pueda llegar a hacer imposible o dificultar de forma importante la consecución de los objetivos del Plan.

Los proyectos de mina a cielo abierto planteado no solo son cuestionables por el impacto negativo que tienen sobre la fauna de la zona, sino que además estarían contraviniendo la ley. Por todo ello, los ecologistas exigen la paralización de la extracción de áridos en estas áreas de Lanzarote y el fin del deterioro continuado que están provocando en el paisaje insular.

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.