El truco mejor escondido de Leonardo Da Vinci

Mona LisaUn grupo de investigadores revela el secreto de la sonrisa más enigmática de la Historia del Arte.

Aunque dicho así pierda parte de su encanto, los investigadores de las universidades británicas de Sheffield Hallam y Sunderland, han concluido en que la sonrisa de la Mona Lisa no es más que un inteligente truco visual ideado por el gran maestro Leonardo Da Vinci.

A través de su técnica del sfumato, el gran genio italiano consiguió crear un efecto paradójico en la visualización de su pintura: la boca de la Mona Lisa -al igual que las bocas de otras mujeres de sus obras- parece cambiar según el ángulo y el punto de vista del sujeto que la observa. Así, en el caso concreto de La Giocconda, cuando el cuadro se mira de frente, la sonrisa parece estar ligeramente inclinada hacia abajo, mientras que si el espectador se mueve hacia la derecha o hacia la izquierda, la comisura de los labios parece curvarse ligeramente hacia arriba.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.