El plan canario de desconfinamiento “es un dislate epidemiológico”

plan canario de desconfinamiento

Santa Cruz de Tenerife antes del estado de alarma

La Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública en Canarias considera que el plan presentado por el Gobierno responde a las presiones de determinados sectores, no a la salud de la ciudadanía

El portavoz del Comité científico asesor del Gobierno de Canarias durante la epidemia del COVID-19, Luis Serra Majem, aseguraba hace unos días que sería necesaria la reapertura de algunos alojamientos turísticos ya en el mes de mayo. También defendía Majem la salida a la calle de personas de riesgo como diabéticos o hipertensos para realizar la actividad física diaria que les exige su condición médica. Las propuestas de Majem han sido recibidas con asombro por la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública en Canarias, que no concibe como todas estas medidas irresponsables pueden formar parte del plan canario de desconfinamiento que el presidente autonómico, Ángel Víctor Torres, ha presentado al presidente del Ejecutivo nacional.

De momento no se dan las condiciones para que el plan canario de desconfinamiento se ponga en marcha antes que el de cualquier otra comunidad autónoma

A pesar de la insistencia de los dirigentes regionales, la situación en Canarias no cumple los requisitos para la puesta en marcha de las medidas de desescalada que todavía está valorando el Gobierno de España. El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón Soria, ya ha adelantado que al menos hasta dentro de dos semanas no volverá a hacerse una valoración de las medidas de contención que se están aplicando en la actualidad.

Simón insiste en que estamos en un momento delicado de la evolución de la pandemia y que no es el momento de “relajar las medidas del estado de alarma” hasta confirmar que la situación evoluciona de manera estable y segura. En este sentido, Simón ha insistido en que “no solo se trata de la magnitud de la epidemia en cada momento y lugar sino de la capacidad para responder a ella, tanto de recursos de asistencia sanitaria como de medios preventivos y de salud pública (capacidad de detección precoz y de diagnóstico, aislamiento de casos y seguimiento de contactos)”.

A día de hoy, ninguna región española cumple con todos los requisitos que el Gobierno podría valorar a la hora de adoptar medidas más flexibles. Así pues, el plan canario de desconfinamiento es incompatible con las circunstancias actuales. Asimismo, desde la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública en Canarias insisten en que el archipiélago debe reforzar los recursos sanitarios en las islas, reforzar el papel de los centros de Atención Primaria en las labores de control y vigilancia de la pandemia y dotar a los profesionales sanitarios de los recursos y medidas de protección necesarios para desarrollar su trabajo con todas las garantías de seguridad.

 

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.