Los efectos del Brexit empiezan a notarse en la economía canaria

efectos del Brexit

Theresa May

La salida del Reino Unido de la Unión Europea afectará al sector turístico y al agrícola

A pesar de que a finales de 2016 un informe sobre los efectos del Brexit en Canarias informaba de que no había motivos para esperar que las relaciones económicas entre Reino Unido y el archipiélago se vieran afectadas, los últimos datos sobre la evolución de este proceso no son del todo optimistas.

El Servicio de Política Económica de la Consejería de Economía, Industria, Comercio y Conocimiento del Gobierno de Canarias, encargado de analizar la evolución de las salida del Reino Unido del marco de la Unión Europea, percibe ahora riesgos reales de que tanto la industria turística como la agricultura de las islas se vieran afectadas por la decisión británica.

La diversificación de la actividad como solución ante los efectos del Brexit

El número de turistas que visitan el archipiélago aumentó durante el último trimestre y las previsiones para el próximo también apuntan hacia un crecimiento positivo. Sin embargo, los últimos acuerdos suscritos en relación a este tema señalan que los efectos del Brexit podrían verse reflejados de manera negativa en el archipiélago, tanto en el ámbito turístico (sobre todo a raíz de la desaparición de la aerolínea Monarch) como en el sector primario.

En este último aspecto cabe destacar que el valor de las exportaciones de legumbres y hortalizas a Reino Unido supusieron en 2016 el 66,3 % del valor de las exportaciones no energéticas a dicho país. Asimismo, el valor de las exportaciones de estos productos desde Canarias al Reino Unido supuso en 2016 el 50,4 % de las exportaciones totales de Canarias de dicho capítulo, constituyéndose el mercado británico como el principal destino de las exportaciones de legumbres y hortalizas, seguido del mercado holandés con un 40,0 %. La puesta en marcha de las nuevas medidas económicas podría poner en riesgo estas cifras, así como las ayudas al transporte que recibe el archipiélago por sus transacciones con Reino Unido.

También el sector inmobiliario notaría el impacto de esta salida, teniendo en cuenta que la inversión británica en la compraventa de inmuebles se podría ver reducida al devaluarse considerablemente la libra y el poder adquisitivo de los británicos residente en el archipiélago.

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.