Descontento por el examen de Sanidad

Examen de Sanidad

Biblioteca

Los opositores del Archipiélago aseguran que la prueba era ‘rebuscada’ y ‘complicadísima’

El pasado domingo se realizaba el primer examen de la convocatoria de empleo público para auxiliar administrativo de Servicio Canario de Salud (SCS). La opinión general de los opositores que se presentaron a la convocatoria es que este examen de Sanidad fue una prueba de una complejidad totalmente innecesaria y que únicamente ha servido para obstaculizar su acceso a un puesto de trabajo.

Un examen de Sanidad en el que “no hay pregunta que se salve”

No se parecían en absoluto a las preguntas que los opositores contestan en los simuladores de examen durante los meses de estudio y preparación para las oposiciones. En total, 23 temas sometidos a prueba (tres de ellos exclusivamente de informática) que apenas se correspondieron con los test que las editoriales habían elaborado para la preparación de los opositores.

Al parecer, una de las partes más polémicas fue la del temario de informática sobre el que los aspirantes a auxiliares administrativos llegaron a comentar después del examen que “no hay pregunta que se salve”.

Posible impugnación de la prueba

Ante esta circunstancia ya se habla de la posible impugnación de la oposición si el SCS no retira algunas de las preguntas del examen. En este sentido es de destacar que incluso la plantilla de corrección que se hizo pública el lunes contenía errores que no fueron resueltos hasta media tarde.

La indignación es notable entre los miles de opositores canarios que se presentaron a esta prueba, muchos de los cuales llevan más de 15 años esperando por esta convocatoria que, dadas las circunstancias, no servirá más que para reafirmar la situación de inestabilidad laboral en la que se encuentran.

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.