Desarticulada en Canarias una red de estafadores

Ofrecían a sus inversores productos financieros de alta rentabilidad.

 

La investigación ha durado más de un año y medio pero finalmente ha servido para desarticular un entramado de empresas fantasma que con su actividad fraudulenta había conseguido estafar casi un millón de euros.

Dos de sus principales responsables ya habían sido detenidos en Santa Cruz de Tenerife el pasado verano, mientras que el tercero fue detenido el mes de diciembre. Con anterioridad, se habían detenido a tres personas en Las Palmas de Gran Canaria e imputado a otras dos.

A través de varias sociedades mercantiles se había creado una especie de banca privada que se presentaba a sus clientes potenciales como una entidad estadounidense sólida, seria y solvente, ofreciendo productos financieros de alta rentabilidad. Dichas sociedades fantasma habían sido creadas en Estados Unidos, Gran Bretaña e Islas Comores, si bien trabajaban principalmente con inversores en Canarias.

 


El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.