Denuncian a los controladores por el “deterioro de la imagen” de Canarias

El Ejecutivo regional emprende una segunda diligencia judicial y calibra las pérdidas económicas del sector turístico en cien millones de euros.

El Gobierno de Canarias, con el apoyo de lo diferentes colectivos de empresarios del sector turístico, ha decidido emprender una nueva acción legal contra los controladores aéreos por los daños provocados durante el puente de la Constitución y la Inmaculada. La Federación de Empresarios de Hostelería y Turismo (FEHT) de Las Palmas ha cuantificado las pérdidas sufridas en 100 millones de euros, de los cuales aproximadamente dos tercios se han perdido en concepto de facturación y reservas. Así pues, si en la primera diligencia judicial presentada por el Gobierno de Canarias éste exigía hasta ocho años de prisión para lo controladores aéreos por un delito de sedición, en esta segunda denuncia se pretenden calibrar las pérdidas económicas para exigir las correspondientes indemnizaciones después de una situación que el presidente Paulino Rivero ha calificado como “un prejuicio sin precedentes”.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.