Condenado a 45 años de prisión el asesino de la niña coreana

Sang Ok Lee alegaba, tras conocer el veredicto, que en ningún momento había abusado sexualmente de su víctima.

Declaran culpable el asesino de la niña coreana

Este electricista de origen coreano y residente en Las Palmas de Gran Canaria ha sido condenado a 45 años de prisión por cuatro delitos: allanamiento de morada, robo con violencia, agresión sexual y asesinato. Los hechos se produjeron en 2007 en una vivienda del barrio capitalino de La Isleta. Sang Ok Lee entraba en casa de la hija de un amigo aprovechando que ésta se encontraba sola en casa. Tras abusar sexualmente de ella la golpeó con varios objetos contundentes y finalmente la estranguló. A pesar del dictamen del juez y de haber recibido el veredicto impasible, Sang Ok Lee insistió en su versión de que nunca se produjo agresión sexual a la menor.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.