Cerca de 1.000 guardias civiles cobran sin trabajar

Paradójicamente, no hay suficientes tenientes para cubrir todas las vacantes.

La Unión de Oficiales de la Guardia Civil ha denunciado las incongruencias existentes en la gestión de los recursos humanos del cuerpo al detectar que, a lo largo del año, alrededor de 1.000 guardias civiles permanecen varios meses cobrando sin trabajar.

Los motivos que parecen estar detrás de esta situación son, principalmente, los ascensos y los elevados puestos de libre designación, así como la falta de una regulación clara en cuanto a la asignación de destinos.

Sin embargo, la situación no parece haber mejorado a pesar del compromiso adquirido por el nuevo director general, Arsenio Fernández de Mesa, y la Unión de Oficiales de la Guardia Civil critica el hecho de que “por un lado se reconoce que no hay suficientes tenientes para cubrir todas las vacantes y por otro se les permite que estén en su casa cobrando y sin trabajar durante meses” mientras se espera la resolución de una comisión que les adjudique un nuevo destino.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.