Banca Cívica reordena su plantilla con la supresión de 1.100 empleos

Los reajustes tras la incorporación a Cajasol se traducirán en bajas incentivadas, reducción de plantilla y prejubilaciones.

Las propuestas presentadas hoy por Banca Cívica se acogen a “los parámetros sectoriales utilizados en otras operaciones de concentración dentro del ámbito de las cajas” para que los trabajadores recurran a la posibilidad que más les interese. Con la incorporación de Banca Cívica a Cajasol, ésta primera se verá obligada a reestructurar su actual plantilla recortando hasta 1.100 puestos de empleo que serán suprimidos tanto mediante despidos como a través de prejubilaciones y bajas incentivadas. Está previsto que la composición de la nueva mesa laboral se resuelva en una reunión el próximo lunes.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.