Alemania, Francia, España e Italia acuerdan un ‘plan de crecimiento’ de 130.000 millones de euros

Rajoy ha destacado ‘la voluntad de poner en marcha todos los mecanismos que sean precisos para conseguir la estabilidad financiera en Europa’.

El presidente del Consejo de Ministros de Italia, Mario Monti, ha anunciado que las principales economías de la eurozona, reunidas hoy en Roma, defenderán, en el Consejo Europeo que se celebrará los días 28 y 29 de junio, una serie de acciones para “relanzar la economía, las inversiones, el empleo y aumentar la competitividad en Europa”.

Los cuatro líderes han acordado proponer un paquete de medidas para “el crecimiento” a escala europea de la magnitud del uno por ciento del PIB de la UE, lo que se traduce en 130.000 millones de euros.

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ha puesto el acento en el “acuerdo sustancial” de los cuatro mandatarios en la necesidad de controlar “nuestros déficits públicos y de hacer reformas estructurales a nivel nacional y a nivel europeo”.

También ha subrayado “la decidida voluntad de poner en marcha todos los mecanismos que sean precisos para conseguir la estabilidad financiera en Europa” y la “apuesta clara y contundente para el futuro de Europa. Queremos más Europa, queremos una unión política, queremos una unión económica, queremos una unión bancaria y una unión fiscal”.

La canciller alemana, Angela Merkel, ha manifestado que los países han hecho muchas reformas para mantener la estabilidad del euro. También ha aludido a los instrumentos de solidaridad que se han creado, pero ahora se trata, ha dicho, de trabajar más intensamente en la creación de puestos de trabajo: “Ahora hay que trabajar más intensamente ahí después de que nos hemos ocupado intensamente de las economías nacionales”.

Merkel también ha mostrado su satisfacción por que los cuatro “apoyemos” un impuesto a las transacciones exteriores y ha abogado por la “unión política” de la UE.

Para el presidente francés, François Hollande, la reunión de hoy ha sido útil para que el Consejo Europeo de la próxima semana marque un proceso para “dar confianza a la zona euro”. Además, a su juicio, la cumbre cuatripartita ha puesto de manifiesto la voluntad de trabajar de forma conjunta y la necesidad de “utilizar plenamente todos los mecanismos existentes a día de hoy para estabilizar los mercados, para dar confianza y para luchar contra la especulación”.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.