El rey ratón

José Manuel Adán

El hecho de que un Presidente de una Autonomía española, nombrado por el Rey y elegido por los ciudadanos gracias a la Constitución española se pasee por medio mundo y financiado por todos los españoles proclamando la independencia de una parte del territorio español, que él sabe perfectamente que no va a conseguir.

Y que a este rey ratón no haya autoridad española, ni Fiscal General del Estado, ni Presidente del Gobierno, ni artículo 155 de la CE que pueda devolverle de donde jamás debió salir, es decir de las alcantarillas, me induce a pensar una y otra vez ¿pero en qué país vivimos?. Y no recurro al tópico de que esto no podría ocurrir en los países de nuestro entorno, porque aunque cercanos, en cuanto a la democracia y respeto a las leyes así como a la corrupción están a años luz de distancia.

Este rey ratón en su viaje a los Estados Unidos de América y en su queja ante el pueblo estadounidense ha dicho que este pueblo puede “entender muy bien el concepto de la democracia cuando explicamos que hemos intentado todos los caminos y procedimientos posibles para pactar un referéndum con el Estado español y nos ha bloqueado todos estos caminos”. En general, el pueblo estadounidense habrá tenido poco que decir ante la charla en inglés del “king mouse” con el título de “Catalonia at the crossroad” en la Universidad de Columbia de Nueva York, y la presentación a cargo de un ex miembro de la junta directiva de un club de fútbol ante unos doscientos asistentes, la mayoría españoles, ya que a pesar de que el título de la conferencia no estaba penalizado al no estar en catalán, los americanos de Nueva York han preferido las hamburguesas al “pan tomaca”, con lo bueno que está este pan.

Como no podía ser de otra forma el rey ratón ha usado el “yes we can”, ya se sabe que eso sirve hasta para los estreñidos, y comparó, faltaría más, a Cataluña con Estados Unidos al considerar a la Comunidad Autónoma como nación al mismo nivel que la estadounidense “nosotros votaremos en Septiembre y nosotros decidiremos nuestro propio futuro político como nación.” Menos mal que presentó a Cataluña como un “buen vecino” (mi atlas debe estar errado ya que muestra como vecinos de los estadounidenses a los mexicanos por el sur y a los canadienses por el norte)”aliado confiable” como nación y con un “compromiso fuerte con un mundo pacífico”. Menos mal porque entonces a los “mosssos de escuadra”, a ver quién los para.

En su conferencia magistral el rey ratón aclaró a sus escuchantes la antigüedad de la nación catalana, ya se sabe tan antigua como el eco y habló de la caída de Barcelona en 1714, naturalmente una guerra entre extranjeros. No tengo noticias de si en la misma conferencia, por supuesto magistral, les alumbró la buena nueva de que Colón era catalán, como no podía ser de otra forma y de que Cervantes escribió el Quijote por supuesto en catalán moderno, y catalanes eran Leonardo da Vinci, Américo Vespucio, Hernán Cortés, Bartolomé de las Casas (nada de sevillano si no de Molins de rey), Santa Teresa de Jesús (de Barcelona) y el Lazarillo de Tormes (Llátzer de Tormes), de ahí el origen de la corrupción en Cataluña, de acuerdo todo lo anterior con el “Institut Nova Història” y alumbrado en el XIV Simposio sobre el Descubrimiento Catalán de América.

Ante posibles inversores en un encuentro, el día anterior a la magistral, el citado rey ratonil les comunicó que una Cataluña independiente tiene “una economía suficientemente potente que puede ser igualmente viable que Austria, Finlandia, Dinamarca o Portugal”

La farsa sigue su curso porque la ampliación de “catajadas” (las no embajadas catalanas), lugares que no pueden en modo alguno tener el estatus diplomático, que fundamentalmente sirven para dedicarse a la enseñanza de la sardana y esto lógicamente debe ser financiado solamente por quienes las bailen, sirven también para los viajes del rey ratón. ¿Cuándo se acabarán estas farsas? Al considerar que lógicamente entre los puntos más débiles de cualquier organización se encuentra su financiación, incluso en el terrorismo si se ataca las fuentes de financiación se tiene gran parte de la batalla ganada, el problema se encuentra en hallarlas. Pero éste no es el caso, la financiación de esta farsa se encuentra en los Presupuestos Generales del Estado en sentido amplio y en el control que el Estado debe ejercer sobre el cumplimiento de los Presupuestos de las diferentes Comunidades Autónomas en general y de la catalana en particular. Pero esto supondría hacer trabajar al Registrador.

La revista económica Forbes, sobre la visita del rey ratón, le acusa de utilizar el proceso para obtener prebendas del Gobierno de la Nación, lo que es un juego peligroso así como de falta de honradez al presentar las consecuencias de la independencia a sus votantes. Le dice que “Cataluña nunca fue un reino”, cosa que saben hasta los futbolistas, que el 90 % de los catalanes votaron la Constitución Española y que no hizo alusión al escándalo Pujol al presentar una Cataluña independiente como garantía de “políticos honestos´”. La revista también critica la posición del Gobierno de un tal Rajoy, quizás creyendo que España es un moderno país europeo donde se deberían respetar las leyes. Finalmente, cree que “ignorar” a ese personaje y un despido educado de los EE.UU es lo único que puede lograr.

En la Conferencia contra el yihadismo celebrada en Barcelona el pasado 12 de Abril con asistencia de treinta y seis ministros de Asuntos Exteriores de los países de la U.E y los ribereños al Mediterráneo sobre el terrorismo y la inmigración, ¿qué pintaba éste personaje salvo ir a recibir al Presidente del Gobierno a su llegada a Barcelona? ¿En base a qué protocolo tuvo que intervenir en un foro internacional ajeno completamente a sus competencias? Parece ser que el tal Margallo (otro “solemne”), permitió su intervención. Pero creía que iba a ilustrar a los ministros sobre la reunión en el Parlamento de la Comunidad Autónoma que recibió en Julio de 2012 a cincuenta líderes islamistas presididos por Mouredin Ziani, posteriormente expulsado de España en 2013 a instancias del CNI por amenazar la seguridad nacional. Sin embargo pronunció un discurso sobre el “estado catalán y el imperio carolingio”, lo que al final ha conseguido que nadie sepa cuáles son las conclusiones de dicho foro ni para qué han venido, con la modorra correspondiente.

La canción principal de la película infantil “El príncipe Cascanueces y el rey ratón” se titula “Un sueño hecho realidad” y tiene estrofas como estas “Un arco iris cruza el mar, ven y baila junto a mí, solo así me harás feliz, un sueño que se hace realidad, un sueño y no quiero despertar”, claro no están pensadas para una persona que ha prometido o jurado defender la Constitución española por muy infantil que tenga el sueño.

 

José Manuel Adán

Economista e Inspector de Finanzas del Estado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.