Rapidshare suspende su servicio el próximo 31 de marzo

Rapidshare La compañía de almacenamiento remoto cerrara después de 13 años.

Desde que comenzara su andadura en Alemania hace más de una década, Rapidshare se ha mantenido presente como un referente en los sistemas de descargas directas con métodos alternativos al P2P pero, después de todo, no ha conseguido ganar la batalla legal contra quienes acusan a la empresa de piratería.

Si bien Rapidshare siempre ha defendido que no era responsable de los contenidos subidos por los usuarios y de que ni siquiera filtraba las palabras necesarias para la búsqueda de los mismos -argumentos que fueron respaldados por el tribunal que ya en 2010 eximió a sus creadores de toda responsabilidad- 2013 el Supremo alemán le impuso a la compañía la obligatoriedad de controlar los contenidos que se subían y bloquear los enlaces que infligieran los derechos de autor.

A partir de ese momento, la compañía ha atravesado una serie de vicisitudes legales y económicas que primero derivó en el despido de tres cuartas partes de su plantilla y que ahora concluye con el cierre definitivo de sus servicios el próximo 31 de marzo.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.