El hombre ruso asesinado en Arona había sido acosado por un taxista moldavo

La familia de la víctima denunció su desaparición el pasado jueves y advirtió del acoso.

Horas después de haber sido localizado el cadáver en las cercanías de Águilas del Teide, al sur de Tenerife, un coche de alta gama, presuntamente conducido por un ciudadano moldavo, se saltó un control policial, por lo que éste continúa siendo el principal sospechoso del crimen.

Las autoridades continúan sobre la pista de esta persona que, al parecer, hace años habría adquirido la licencia de un taxi por una importante suma de dinero. Fuentes del sector del taxi en Adeje señalan que el sospechoso ha protagonizado altercados con otros taxistas y anteriormente ya había sido denunciado por amenazas y coacciones. Por otro lado, aseguran que desde hace meses no se le ve conduciendo el taxi del que es conductor, no titular.

Además de este vehículo –que desde el domingo permanece retenido-, el sospechoso circula con un BMW M5 de color negro, un SsangYong y una moto de gran cilindrada. Se trata de una persona corpulenta, de 1,90 metros de altura y actitud violenta. En el momento de denunciar la desaparición de la víctima, los familiares de ésta advirtieron a la Policía del acoso que sufría por parte de éste.

 

 

El Ilustrador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.