Todas las compañías deberán acogerse a la consulta telemática de residente en las Islas

A partir del 1 de noviembre no será necesario presentar el certificado físico para viajar.

Los residentes no peninsulares que se quieran acoger a la bonificación del 50 por ciento en la adquisición de sus billetes –tanto de avión como de barco- no tendrán que presentar en ningún caso el certificado físico que acredite su residencia.

La nueva normativa entrará en vigor a partir del próximo sábado y todas las compañías de transporte que operen entre las Islas y la Península deberán haberse adaptado ya a la opción de consulta telemática de residencia, por lo que no podrán exigir este documento a sus pasajeros.

Únicamente deberán presentar dicho documento los viajero menores de 14 años que no dispongan de DNI, los que se hubieran empadronado recientemente en las Islas o los que introdujeran erróneamente sus datos en el momento de la adquisición del billete.

 

 

El Ilustrador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.