17 años de cárcel para los acusados

Deberán indemnizar a los padres de Iván Robaina con 175.000 euros.

La Audiencia Provincial de Las Palmas ha condenado a 17 años de prisión a Oliverio Hernández Guillén, Acaymo Agustín Santana Travieso y Benjamín González Alonso, los tres jóvenes a los que el que el jurado consideró culpables de un delito de asesinato por la muerte de Iván Robaina el 7 de diciembre de 2008, tras recibir dos patadas en la cabeza en la calle Franchy Roca donde se encontraba con sus amigos.

El fiscal Demetrio Pintado había solicitado una pena de 18 años para cada uno de los acusados y el abogado de la acusación particular, José María Palomino, 20 años para cada uno de ellos.

 

 

 

 

 

 

{backbutton}

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.