1.500 euros por un excremento de perro

La Policía Local de LPGC podrá incautar al perro “como contenido de la resolución sancionadora” en una nueva ordenanza del Ayuntamiento.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha aprobado esta semana la modificación de la Ordenanza Municipal sobre Protección y Tenencia de Animales, “con el objeto de evitar y reducir el número de las deposiciones de los perros en la vía pública mediante el incremento de las sanciones como principal estrategia”.

Las sanciones por deposiciones de perros en la vía pública, que entrarán en vigor en 2013, pasarán de leves a graves y las multas aumentarán de los 150 a los 1.500 euros, pudiendo los ciudadanos acogerse a una rebaja en la misma si deciden realizar el pago en un plazo de tiempo determinado. Asimismo, los agentes de la Policía Local podrán incautar al perro como contenido de la resolución sancionadora.

Según informa el Ayuntamiento, la Policía Local podrá patrullar de paisano, con el objeto de mantener la vía pública limpia.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.